MERCURIO (Venus Oculto) en relación con VENUS (Mercurio Oculto)

Del libro CURSO DE COSMOLOGÍA – de  WILI SUCHER – 25 de Marzo de 1955

English version

Hoy hemos de concluir la discusión sobre los siete planetas con la descripción del planeta que en la astronomía moderna se llama Mercurio. Nosotros tal vez deberíamos tratar de comprender todo este problema del intercambio de Mercurio y Venus, y debo decir que es un problema muy difícil y de muy largo alcance. Pero creo que puedo darles algunos puntos que pueden hacer que sea más fácil, en primer lugar, daros cuenta de la razón del cambio, y luego también cómo este complejo puede ponerse en consonancia con las concepciones modernas, así como ciertas concepciones que encontramos en la llamada astrología y así sucesivamente.

Cuando hablamos de Venus, o lo que llamamos Mercurio Oculto, o el Mercurio de los Misterios, señalé que Mercurio oculto está trabajando en una lemniscata de posición horizontal. Tal vez deberíamos hacer un diagrama de esto.

merc

Tenemos aquí el ser humano y la lemniscata de Mercurio oculto estaría aquí, expandiéndose hacia el mundo. (Vamos a llamar a esta línea verde Movimiento de Mercurio, o el Mercurio de los Misterios y a la amarilla el Movimiento de Venus). Una mitad —un lazo de la lemniscata—estaría dentro del ser humano y especialmente conectada con el sistema rítmico, que en realidad es la base fisiológica del sentir, que alcanza al mundo. Sin embargo, tienen que imaginar que no es sólo una simple lemniscata. Es más bien una lemniscata que puede expandirse en todas las direcciones, porque tenemos muchas conexiones con el mundo exterior y especialmente con los otros seres humanos.

La otra mitad de la lemniscata se extiende hacia ese objeto o persona con la que estamos hablando, por ejemplo, o con los que tenemos una cierta conexión. Ahora, incluso esto, es un punto de vista muy primitivo, porque esta lemniscata realmente debería ser imaginada no como algo espacial, sino como puntos de conexiones dinámicas.

Ciertamente podemos ver el foco de esta lemniscata, de todo este mundo de nuestras conexiones y relaciones con el mundo exterior, que se centran aquí en el sistema rítmico, pero también trabaja simultáneamente hacia la cabeza y hacia las extremidades.

Por ejemplo, en la cabeza continuaría irradiando algo de aquello que tiene una cualidad respiratoria a la cual está conectada aquí con el sistema rítmico, y con ello la respiración se produce en el campo de los sentidos. Entonces podemos hablar realmente de una actividad respiratoria en el reino de los sentidos, y es así como trabaja Mercurio oculto en dirección ascendente hacia la cabeza del ser humano. Esto es lo que queremos decir si nos imaginamos esta lemniscata que se centra en el sistema rítmico del ser humano.

Ahora bien, Mercurio oculto trabaja en esta lemniscata verde, que está orientada en la dirección horizontal, y entonces Venus oculto trabajaría en esta lemniscata amarilla en una dirección vertical. Ya ven que no he añadido la mitad inferior de la lemniscata amarilla, pero ustedes comprenderán que realmente corresponde allí. Esta sería la Venus de los Misterios.

Esta lemniscata de Venus oculto está en vertical, y los dos focos están casi dibujados en la organización humana. Sin duda, no están operando solo en las funciones del cuerpo físico, sino que van mucho más allá de las funciones del cuerpo físico. También pueden trabajar en el cuerpo etérico y el cuerpo astral. Podemos ver de inmediato lo que Venus oculto hace en el ser humano, cómo se incorpora, por así decirlo, en la organización humana.

Vemos que la parte superior está conectada con todo lo que se refiere al intelecto y a la actividad del cerebro, de la cabeza por completo, lo que significa la inteligencia en el sentido más amplio, más que solamente intelecto. El intelecto es sólo una especie de reflejo sombrío de lo que el trasfondo es esta actividad. Piensen en lo que fue en un tiempo la inteligencia cósmica trabajando en el ser humano y creando nuestra organización del pensamiento. Provocó el pensamiento, que en cierto sentido era bastante pasivo, porque los pensamientos del mundo divino, la inteligencia cósmica, fluía en el ser humano sin que uno pudiera detenerlo. El ser humano experimentaba esa inteligencia cósmica en poderosas visiones, en imaginaciones, pero era algo que se introducía en los seres humanos desde el mundo exterior.

Luego, más tarde, esta inteligencia se separo de la inteligencia cósmica deviniendo en la inteligencia humana. Sobre todo, —no todo,  pero sobre todo— en la época de la civilización greco-romana. En ese momento la inteligencia, que una vez fue una inteligencia cósmica, se convirtió en una inteligencia humana, devino en la propia inteligencia del ser humano. Poco a poco se separó de la inteligencia cósmica. Todo ello está contenido principalmente en las Cartas de Micael de Rudolf Steiner (Cartas a los Miembros), aunque también en muchos otros ciclos de conferencias.

Esta tragedia, por así decirlo, de la propia humanidad apartándose de la conexión con la inteligencia cósmica y deteniéndose por completo en su propia inteligencia fue, como sabemos, tomada por Ahriman. Ahora nos encontramos con la lucha de la Humanidad para alcanzar de nuevo a la inteligencia cósmica. Micael se ha convertido en el guardián de esa inteligencia cósmica, manteniéndola y protegiéndola por encima de nosotros, por así decirlo, y es nuestra responsabilidad el alcanzarla y retomarla. Esta es la gran batalla entre las fuerzas de Micael y de las fuerzas del dragón, de Ahriman. Micael quiere posibilitar la apertura de nuestro ser hacia la inteligencia cósmica, mientras que Ahriman nos quiere alejar al máximo, uniéndonos en una especie de inteligencia robótica que nos ate a la Tierra. Este es un lado del lazo de Venus oculto.

El otro lado, como podemos ver, va hacia abajo, al sistema de las extremidades y al sistema metabólico del ser humano. Ahí está conectado y trabajando con esas profundidades misteriosas que solemos llamar la voluntad, un reino que está completamente sumergido en la inconsciencia. No sabemos qué es lo que está pasando en ese reino de la voluntad. No sabemos lo que está pasando cuando levantamos el brazo. Desde luego, podemos tomar la decisión desde el ámbito de la inteligencia, en la cabeza, de levantar el brazo, pero no sabemos lo que está ocurriendo a partir de esa idea de levantar el brazo, del movimiento del brazo. Estos son misterios de una profundidad tremenda. Aparte de esto, están los misterios del metabolismo, la misteriosa transformación de las sustancias que tomamos como alimento en nuestro organismo y que después se diluye y transforma. Se sabe muy poco acerca de esa transformación, y es una bendición, porque los seres humanos de este tiempo que se vive en su totalidad en nuestro pragmatismo moderno, intelectual, lo usarían totalmente para comerciar con ello, lo que traería terribles disturbios a este reino de la organización de la voluntad inconsciente del ser humano. Esa es la otra polaridad de Venus oculto. Por ejemplo, es realmente el Venusberg que se describe en el Tannhäuser de Richard Wagner, y también en otros  ejemplos.

¿Qué pasó cuando los dos planetas se intercambiaron?. ¿Qué pasó entonces?. Los iniciados llegaron a la conclusión de que esta esfera hasta aquí tenía que ser velada, o cerrada, hacerse inaccesible para la cada vez más agudizada inteligencia de la raza humana. Si el intelecto moderno, que se basa enteramente en la realización del yo consiguiera desvelar los profundos misterios de la organización de la voluntad y la integridad física de la humanidad, ocurrirían cataclismos similares a los que produjeron el final de la Atlántida, tal vez mucho más graves. Sabemos por las descripciones del Dr. Steiner que la antigua Atlántida se hundió por cataclismos que fueron causados por el mal uso de las fuerzas ocultas. Los seres humanos aún no habían alcanzado la plena conciencia del yo, y por lo tanto estaban dirigidos, por así decirlo, por las fuerzas adversas del exterior, sin embargo, esos poderes ocultos fueron mal utilizados, y habría un peligro aún mayor hoy en día si las fuerzas volitivas de naturaleza inconsciente, crearían una terrible destrucción, si el intelectualismo moderno se apoderara de ellas. Por lo tanto se creó la necesidad en un determinado momento, —que ni siquiera podría decir cuándo sucedió, ya que puede haber ocurrido mucho tiempo antes de Cristo— cuando las Jerarquías llegaron a la conclusión de que este misterioso reino tenía que ser cerrado.

¿Cómo cerrar ese reino?. Se trataba de eliminar, por así decirlo, de la conciencia de la raza humana esta mitad inferior de la lemniscata. ¿Cómo se podría hacer eso?, En primer lugar, ya no se habló de lemniscatas, o por decirlo de otro modo, del hecho de que estos movimientos lemniscatorios se deben a que las esferas están trabajando una en la otra. Por lo tanto, siempre están las dos esferas trabajando juntas. Por ejemplo, con respecto a la lemniscata de Mercurio oculto, hay una esfera que es definitivamente la esfera del individuo, y la otra esfera viene del mundo exterior y la alcanza. Ahora bien, estas dos esferas se encuentran, o se interpenetran, y es de este modo como llegan a generarse las lemniscatas. Por supuesto que son lemniscatas invisibles, y lo mismo se refiere a todas las lemniscatas o esferas.

Así, en primer lugar, todas las esferas fueron olvidadas, y podemos encontrar muy claramente en la historia, que sucedió durante la civilización griega. Hubo algunos astrónomos en tiempos de los griegos, los sucesores de la Escuela de Pitágoras, que todavía hablaban de las esferas de los planetas. Ptolomeo, que vivió unos 100 años después de Cristo, ya no hablaba de las esferas de los planetas, el asunto se había convertido en algo sin importancia. Ahora bien, estas cosas no suceden por casualidad. Por supuesto que ello está conectado con el desarrollo de la inteligencia humana, pero también hay una guía detrás de estos acontecimientos. La orientación era que, en primer lugar, se olvidaran las esferas espirituales—las regiones o reinos de las Jerarquías Espirituales—, y solo quedasen los planetas que vemos en el cielo. En segundo lugar, se olvidaron estas polaridades en el ser humano, ya que no se tenía ya ninguna necesidad de pensar siquiera en lemniscatas en el ser humano. Entonces fue bastante fácil olvidarse del polo de la voluntad del Venus oculto que trabaja en el ser humano.

Esta acción de las jerarquías hizo que la humanidad se olvidase de ello, y al olvidarlo, fue posible cerrar la puerta a los misterios de ese reino de las profundidades de los seres humanos mismos. Sin embargo, algo había que hacerse con estos dos planetas, ya no tenía sentido tener a Venus, Mercurio oculto aquí, ya que no se hablaba del Mercurio de los Misterios. No había necesidad de ello, y simplemente se desplazan —se puede ver así todo el asunto—un desplazamiento de planetas. ¿Y qué pasa entonces si hacemos eso?. Bueno, si hacemos esto, cambiamos Mercurio oculto a la cabeza, y entonces tenemos aquí al planeta Mercurio, y luego cambiamos Venus oculto hasta el polo de Venus (lazo inferior), y tendremos al planeta Venus aquí (en el pecho). Así que ya ven, nos perdemos una de las tres funciones de ese templo que es el cuerpo humano. Podemos hacer eso y ni siquiera herir las cualidades de los planetas. Uno puede pensar que si estos planetas han cambiado, entonces todo lo que la astrología tradicional dice acerca de los planetas debe estar equivocado. No esta mal, ya que Venus aquí (ver primer dibujo y los planetas a la izquierda, después del cambio),  ahora lo que se llama Venus en el cielo, en realidad es el planeta que está detrás de los Misterios de Mercurio. En él se describen por sus movimientos la esfera de Mercurio oculto. Todavía está conectado, incluso en las descripciones que encontramos en algunos libros de astrología, con la esfera de las relaciones y el contacto con el mundo exterior.

Si estudiamos el carácter de eso llamado Venus en los libros tradicionales, entonces encontraremos que lo que describe, no es la voluntad de la naturaleza del ser humano, sino sólo lo que está sintiendo. El mundo de los sentimientos es lo que se describe aquí, el sentido de la belleza en el ser humano y en especial en relación con otros seres humanos. Fue llamado el planeta del amor, pero por supuesto que es sólo un aspecto de la conexión del reino del sentir con el mundo exterior, con los seres humanos, y así sucesivamente.

Y también Mercurio aquí, si estudiamos la descripción de Mercurio, que nos ha llegado a través de los siglos, a través de los últimos 2.000 años, en los libros tradicionales sobre la ciencia de las estrellas, nos encontraremos con que Mercurio es enteramente un asunto de las capacidades intelectuales en el ser humano. Bueno, ahí estamos, es sólo la otra mitad de lo que en otro tiempo era llamado el  Venus de los Misterios. Por lo tanto, no hay necesidad de cambiar cualitativamente, pero lo que se ha logrado a través de este cambio es el cierre de este reino, allá en lo profundo, en el que la naturaleza del ser humano está dormida.

Ahora vamos a tener que hablar de este Venus oculto, cuyo ámbito es descrito por el planeta, que encontramos en los almanaques modernos y en los modernos libros sobre astronomía, llamado Mercurio. ¿Qué hacer?. Bueno, hemos descrito hasta ahora lo que hace en el ser humano: la inteligencia y la voluntad y la interacción entre los dos polos. Por supuesto que hemos entrado en una era en que tenemos que saber estas cosas de nuevo, como el hecho de este cambio, que tuvo lugar en algún momento en el pasado, y por lo tanto yo creo que Rudolf Steiner también se refirió a este intercambio.

Tenemos que aprender a conocer la verdad, porque lo que había sido cerrado temporalmente será abierto, en tanto que como seres humanos debemos aprender a emplear las fuerzas morales para crear una moral individualizada. En la medida en que uno desarrolla las fuerzas morales individualizadas, en esa medida podrá ser enviado, por así decirlo, a ese reino de la naturaleza de la voluntad.

f2

¿Qué hace este planeta en el cielo?. Si tomamos sólo un esbozo del Zodiaco, sólo para orientarnos, podemos observar que el planeta, al que nos limitaremos a llamar Venus oculto, describe una figura alrededor de la Tierra en el curso de un año que se asemeja a un hexágono. Por ejemplo, este año hemos tenido un ciclo de Venus oculto cerca de esta posición (Capricornio), donde el planeta estaba delante del Sol, haciendo una conjunción inferior. Cuando decimos lazo, nos referimos a un movimiento retrógrado, es decir, el planeta, como se ve desde el punto de vista de la Tierra, llega a pararse y va hacia atrás, para después de cierto tiempo volverse directo.

Este lazo será seguido por una conjunción superior hacia finales de abril, en la constelación de Aries. Entonces el Sol estará aquí y el planeta aquí detrás del Sol. Esto será seguido por un lazo aquí en Géminis, con el Sol y el planeta aquí de nuevo frente a él. Entonces sale, y en la constelación de Cáncer se volverá a colocar detrás del Sol. El lazo siguiente sería en Virgo, y después una conjunción superior en Escorpio. Asíchasta regresar más o menos a unos pocos grados de donde comenzó. Ahora podemos ver en las conjunciones superiores casi un triángulo equilátero, y también a los lazos o bucles formando otro triángulo. Si consideramos ahora las distancias, los bucles se presentarían como un triángulo interior en esta figura (izquierda), pero si no consideramos las distancias, simplemente tendríamos un hexágono (derecha).

Ahora recuerden que cuando hablábamos de Mercurio oculto dibujamos una estrella de cinco puntas o pentágono, y si ustedes recuerdan, vimos  en mercurio el patrón de una actividad determinada en el ser humano. Esa es la actividad y la presencia del chakra de diez pétalos, en el ser humano. Aquí también tenemos un chakra cósmico creado alrededor de la Tierra en el transcurso del año.

f3

Pongamos la Tierra aquí, en el centro, entonces tendríamos tres pétalos aquí, y aquí, aparte, tenemos unos pétalos más grandes (ver figura arriba). Así que tenemos un loto de seis pétalos, y esto está relacionado de nuevo con el loto de seis pétalos en el ser humano. ¿Qué hace el loto de seis pétalos?. ¿En que concierne al ser humano?

Es necesario desarrollar la flor de loto de seis pétalos con el fin de tener, en cierta etapa de nuestro desarrollo interno, las relaciones con los seres de los mundos superiores. Sólo si este chakra se desarrolla correctamente podemos tener una experiencia de los seres de las Jerarquías y de los Seres Espirituales en el cosmos. Ahora bien, para ello, con el fin de desarrollar este chakra seis pétalos, debemos establecer un equilibrio absoluto con respecto a nuestro ser tripartito.

Cuando vimos el diagrama anterior con la lemniscata en posición vertical pueden haber pensado que en esta lemniscata ya está contenida una especie de trinidad del ser humano: el sistema rítmico, en el entrecruzamiento de la lemniscata, y a continuación, la otra mitad de la lemniscata en las extremidades de la naturaleza del ser humano. Esta triplicidad debe ser llevada a un equilibrio absoluto, pues sólo entonces podremos avanzar en el camino hacia el conocimiento de los mundos superiores.

Rudolf Steiner no dice mucho sobre el desarrollo de la flor de loto de seis pétalos, pero debemos tener en cuenta que tres de los pétalos ya se han desarrollado en tiempos muy antiguos, mientras que los tres restantes se deben desarrollar ahora.

Las funciones del cuerpo, las inclinaciones y pasiones del alma así como los pensamientos e ideas espirituales deben estar sintonizadas en perfecta armonía. Debe establecerse un equilibrio, especialmente respecto a lo que los iniciados tuvieron que cerrar por un tiempo, a saber, ese reino de la voluntad. A menos que un individuo pueda establecer el unísono absoluto, como dice el Dr. Steiner, y establecer el equilibrio absoluto entre las tres regiones del cuerpo, alma y espíritu —pensamiento, sentimiento y voluntad— el individuo no alcanzará el camino de una mayor percepción. Entraríamos en una confusión terrible si nos convertimos en unas víctimas de los poderes espirituales que trabajan en lo oculto y que quieren mantener al ser humano alejado de cualquier aproximación al mundo espiritual.

Este chakra de seis pétalos ha sido re-instituido, incluso santificado, durante los acontecimientos de Palestina, que tuvieron lugar hace unos 2.000 años. Surgió cuando hablamos sobre el chakra de diez pétalos, es decir, los movimientos de Mercurio oculto, cuando nos referimos a la época de Cristo. He intentado mostrar cómo, durante los tres años, o el recorrido durante los tres años, se llevaron a cabo cinco grandes eventos a través de los cuales Cristo  trajo las fuerzas cósmicas que se unieron con la Tierra y que están presentes en ella. Cristo es el Maestro de las fuerzas de la Tierra. A través de esta incorporación del espíritu de Mercurio oculto en la Tierra, se nos ha posibilitado desarrollar, por ejemplo, el loto de diez pétalos. Ya les describí los cinco eventos que tuvieron lugar. El primero está relacionado con las tentaciones, el segundo con la decapitación de San Juan Bautista, etc.

f4

Veamos ahora lo que Venus oculto hizo durante esos tres años. En primer lugar vamos a establecer un punto de vista del movimiento desde fuera de un bucle en una conjunción superior y de nuevo en un bucle que es realmente el ciclo de Venus oculto. Venus gira alrededor del sol. Entonces sería simplemente hacer un movimiento circular (arriba a la izquierda), dejando que el Sol permanezca estacionario. Sin embargo, al imaginar un Sol que sigue avanzando, se obtiene con toda naturalidad un movimiento, exactamente lo que vemos aquí (arriba a la derecha). El bucle es creado por el continuo pasar del Sol, haciendo que la órbita del planeta se aparte, por así decirlo, y a esto lo llamaríamos un ciclo del planeta. Durante los tres años, tuvieron lugar siete ciclos de este tipo. Los llamados tres años no fueron en realidad tres años completos, sino que fueron alrededor de dos años y un tercio.

En un año tenemos tres ciclos de este tipo, por lo que en dos años tendríamos seis, y el último tercio constituiría el séptimo. Por lo tanto durante la vida de Cristo en el cuerpo de Jesús, tuvieron lugar siete ciclos de este tipo, y esos ciclos están estrechamente relacionados con los siete signos del Evangelio de San Juan.

Leemos en el Evangelio de San Juan siete señales: las bodas de Canaán, la curación del hijo de un noble de Cafarnaúm, la curación del enfermo en el estanque de Betsaida, la alimentación de los cinco mil, el caminar en el mar, la curación del ciego de nacimiento, y la resurrección de Lázaro.

http://cnastrologia.org.br/wp-content/uploads/2016/05/MotionMercurioRxOK.gif

Como vemos, Venus oculto no se mueve muy lejos del Sol, por lo que si el Sol se encuentra aquí en la Pascua sobre esta posición, podemos estar seguros de que Venus oculto no estará muy lejos de ahí. Por lo tanto uno puede juzgar —es relativamente fácil juzgar a causa de esos tres eventos: bodas, alimentación y resurrección de Lázaro— como la conexión de estos tres ciclos ajustándose a los tres eventos. Los otros están en el medio.

Ahora vamos a ver lo que sucedió allí. Ciertamente, podría pensarse que debe haber una relación con este establecimiento del equilibrio entre cuerpo, alma y espíritu. Es decir, en las descripciones de estos hechos o signos, tiene que haber un elemento de contenido dentro de ellos que contribuyan a la sanación, por así decirlo, de la trinidad del ser humano. Esto lo podemos detectar si realmente leemos y estudiamos estos signos o hechos.

f5

Hablamos una vez, hace tiempo, sobre la distinción entre los signos y las constelaciones de la eclíptica, y cómo en la actualidad la constelación de Piscis se encuentra detrás del signo de Aries. Si nos remontamos al tiempo en el que coincidían, nos encontraríamos con que coincidieron en el tiempo de Cristo. Ese primer ciclo (marrón en el dibujo) es el tiempo después del Bautismo, y que puede haber tenido lugar en la época de Navidad. Todo comenzó en la época del retiro de Cristo en el desierto, y puede haber coincidido con una conjunción superior de Venus oculto en Acuario.

Entonces tenemos un bucle que tuvo lugar en el momento de la Pascua (Pésaj) en Aries. En ese ciclo, leemos acerca de las bodas de Caná. Fue la transformación del agua en vino. Tenemos aquí un gesto de recoger, por decirlo así, las fuerzas cósmicas de Acuario y llevarlas hacia abajo para la preparación de la fiesta de la Pascua a través de Aries. Si nos limitamos a pensar en la imaginación de Acuario, —el hombre con la ambrosía que vierte el agua divina, que fructificando la creación del agua de vida del cosmos, la vierte en el espacio cósmico— si meditamos en eso, entonces nos acercaremos al fondo de ese hecho o signo de Cristo. Cristo recogió las fuerzas del cosmos, llevando el agua cósmica, el agua de las fuerzas de vida de Acuario, haciéndolas descender a la Tierra. Era tan poderoso que pudo transformar el agua en vino. ¿Qué significa la transformación del agua en vino?. El agua es sin duda un elemento dador de vida, pero el vino en realidad se introdujo en la antigüedad en la humanidad a fin de dar paso al nacimiento del Yo en el ser humano, el alcohol dio un golpe de efecto al Yo, por así decirlo. Ahora el agua toma el lugar del alcohol con el nacimiento del “YO SOY”, del Cristo en el alma humana. Esto se produce durante el ciclo de Aries (el nuevo comienzo), en el momento poco antes de la fiesta de la Pascua. En el Evangelio de San Juan leemos que las bodas de Canaán tuvieron lugar pocos días antes de la Pascua.

Después tenemos el siguiente elemento, que es la curación del hijo de un noble de Cafarnaúm. Esto lo podemos ver con Venus oculto saliendo de ese bucle, con una conjunción superior en Géminis, y entrando en otro ciclo aquí en Leo.

Luego tenemos el tercer evento que culmina en una conjunción superior en Libra seguida por un bucle en Sagitario. Esa es la curación de aquel hombre que estaba enfermo, como se dice en el evangelio, desde hacia 38 años. Aquí tenemos una descripción perfecta de cómo el equilibrio del cuerpo—el triple cuerpo, el cuerpo físico, el cuerpo etérico y el cuerpo astral— fue establecido por Cristo, El trajo a la Tierra las fuerzas cósmicas de Venus oculto. La transformación del agua en el vino es hacer descender el poder de fortalecer las fuerzas del yo en el cuerpo físico, de crear, por así decirlo, un lugar para el yo en el cuerpo físico. Eso es inherente a esta señal.

La segunda está relacionada con la enfermedad de un niño, podemos imaginar que está conectado con la curación del cuerpo etérico. Por supuesto, el cuerpo etérico no necesita curación, pero necesitaba una corrección con el fin de ser capaz de portar, por así decirlo, al Yo. Las siete señales son realmente preparaciones que tenían que ser realizadas con el fin de hacer al ser humano capaz de recibir el YO SOY, el Yo superior.

Luego, en la tercera señal, nos enteramos de un hombre que estaba enfermo desde hacía 38 años, lo que es claramente una referencia a las fuerzas astrales, porque 38 años en realidad se refiere a los ciclos de los nodos de la Luna. Ustedes pueden recordar que hace algún tiempo hablamos sobre el nodo Lunar y dijimos que el ritmo o la revolución del nodo Lunar, se lleva a cabo en un plazo de dieciocho años y siete meses. El nodo Lunar está conectado con las fuerzas astrales en el cosmos y con ciertas fuerzas que dan sus frutos en el cuerpo astral. Ese hombre estuvo enfermo el doble del tiempo, de aproximadamente 19 años, que son 38 años, y después fue sanado por Cristo. Podemos encontrar, si leemos el capítulo, que habla de la curación, que todos los datos apuntan al hecho de que tenía que establecerse un equilibrio entre las fuerzas cósmicas astrales y el cuerpo astral de los seres humanos en la Tierra, para que pudieran estar en una posición en la que pudieran recibir el poder del YO SOY también en el cuerpo astral.

Después llegamos al siguiente lazo (rojo en el dibujo). Una vez más tenemos una conjunción superior en Acuario, un poco más atrás porque este hexágono, o este chakra cósmico de Venus oculto, gira hacia atrás unos cuantos grados cada vez. Estos chakras giran también en el cuerpo astral humano una vez que el ser humano ha desarrollado su capacidad interior, es decir, una vez que ha llegado a una cierta etapa en el camino oculto. De este Acuario, Cristo trajo de nuevo  las fuerzas cósmicas que tienen que ver con Acuario como la comida para los cinco mil. Acuario está realmente conectado con el alimento, el alimento cósmico que, por ejemplo, en tiempos de los griegos llamaban néctar y ambrosía. Es tanto el alimento líquido como el sólido. Ahora bien, esta vez fue el pan, el pan cósmico que se trajo a la Tierra. Este evento, que conocemos por las descripciones del Dr. Steiner en uno de los ciclos de conferencias sobre los Evangelios, no fue un evento que se llevó a cabo en el plano físico, sino que tuvo lugar en el reino etérico. Fue un alimento para las almas de los que viven ahora en la quinta edad de la época post-Atlante. Fueron alimentados con la alimentación de los cinco mil. Se trataba claramente de una comida de las almas, una preparación de almas que, como se ve desde ese momento, tendrán que vivir en el futuro. Se refería a la disposición del alma de la Humanidad con el fin de hacer del alma del ser del futuro, el ser del alma consciente, capaz de recibir el impulso del YO SOY dentro de su ser.

Escuchamos en el Evangelio de San Juan el evento que tuvo lugar inmediatamente después, y que fue el caminar sobre las aguas. Ahora que es, por supuesto, inmediatamente después, y hubiera caído en este mismo ciclo, pero sin embargo está conectado con el siguiente ciclo de Venus oculto. Venus oculto salió de este bucle y se mudó a una conjunción aquí en Tauro para descender en otro bucle en Cáncer. Este es el andar sobre el mar.

Ahora podía leerse en relación con Tauro como una expresión de las revoltosas fuerzas astrales, que pueden ser algo rebeldes y violentas, incluso en el plano astral, pero ahora vemos aquí la sanación de ese reino. ¿Qué sucede realmente? Oímos hablar de los apóstoles sentados en una barca. Cristo no está con ellos, luchan por llegar al otro lado del mar, pero tienen el viento que está en contra, con unas olas terribles, no pueden seguir adelante, y temen que pueden ahogarse. Entonces en un momento determinado durante la noche, Cristo vino a través del mar, y tuvieron miedo, porque Cristo no apareció en la carne. Apareció, por así decirlo, en una forma más elevada, como una luz tremenda. Sin embargo, acogieron a Cristo en la barca, y el mar se calmó de inmediato.

Ahora, ¿qué significa?. Es sólo una descripción de esas violentas fuerzas cósmicas astrales. Para calmarlos, los apóstoles deben tener en su barco, es decir, en su “Yo”, el Ser más elevado de Cristo, el mayor YO SOY. Con el fin de dominar y transformar el cuerpo astral, es decir, aquello de lo que hemos escuchado en relación con el hombre que había estado enfermo durante 38 años, deben tener el Yo más elevado en su ser, en su barco. Realmente significa que hemos entrado en el reino del espíritu con respecto a las señales.

El espíritu del ser humano, o lo que el Dr. Steiner se refiere a como el Yo Espiritual, es el cuerpo astral transformado. El Yo espiritual debe estar impregnado por el poder de Cristo, por el poder del YO SOY del mundo, y sólo entonces podrá ser domesticada y transformada la violencia que puede haber en la indómita naturaleza astral en la primera etapa del enfoque del mundo espiritual. El Yo espiritual significa realmente, que nosotros mismos nos hacemos conscientes a través del Yo Espiritual como miembros del mundo espiritual, es decir, cuando nos damos cuenta del mundo espiritual en la medida en que este se relaciona con nosotros.

A esto le sigue el siguiente ciclo, que saliendo de este bucle de Cáncer, entra en conjunción superior en Virgo —como ven,  retrocediendo considerablemente— y haciendo un bucle en Escorpio. Ahora esto se conecta con la sexta señal del Evangelio de San Juan, que es la curación del hombre que había nacido ciego. Bueno, de nuevo, recomendamos leer la historia.

¿Qué significa realmente?. Lo que realmente significa es el despertar del sentido interior, el desarrollo de la capacidad interna para distinguir los seres en el mundo espiritual. Con el Yo Espiritual, sin duda entramos en el mundo espiritual, pero todavía no podemos distinguir a los seres individuales en ese mundo espiritual. Con el fin de distinguir los seres individuales debemos desarrollar la inspiración. El desarrollo de la inspiración realmente significa entrar en el mundo espiritual y el reconocimiento de los seres individuales en ese mundo espiritual. El ciego de nacimiento, y es muy claro en la descripción, se despertó en su propio ser para que pudiera percibir el Yo Soy del mundo detrás de quien se ubican todas las Jerarquías del mundo espiritual. Estaba dispuesto a recibir en su Espíritu de Vida el poder, la capacidad de percibir el Cristo, el YO SOY del mundo. Él era ciego por esta causa antes de ser preparado para ver.

Ahora llegamos al último ciclo (verde en el dibujo). Se culminó en una conjunción superior en la constelación de Capricornio, y esto fue seguido por un bucle en Piscis. Esta es la última señal del Evangelio de San Juan, la resurrección de Lázaro. Nuevamente Cristo tomó las fuerzas concentradas de la constelación de Capricornio y las trajo en este acto que debió haber sucedido en algún momento antes de la Pascua.

Ahora, Capricornio es conocido en toda la mitología antigua como la Puerta de los Dioses, es decir, es la puerta al mundo espiritual. Piensen en esa imagen maravillosa de Lázaro cuando resucitó, de pie en la puerta de la tumba, que estaba cavada en la roca. Se pone de pie en la puerta, que había ido al otro lado del umbral y había regresado al mundo físico, habiendo pasado por una iniciación.

“Resurrección-de-Lázaro”-por-Giotto-di-Bondone

Ahora bien, este es un evento por el cual Cristo estableció la posibilidad de que el impulso del YO SOY pueda ser recibido en el principio más elevado del ser humano, es decir, en el Alma, en el Hombre-Espíritu, ya que nos encontramos con que Lázaro está conectado con el escritor del Evangelio de San Juan y el Apocalipsis de San Juan el Divino. ¿Qué es lo que describió?.

 Él realmente describe al Hombre-Espíritu en el Apocalipsis. Se trata de los acontecimientos del pasado de la Tierra y también del futuro de la Tierra, lo que lleva a la encarnación futura de la Tierra. Es la descripción del Ser Superior del ser humano, es el ser humano cósmico superior lo que estaba presente en Cristo.

Cuando el escritor del Apocalipsis escribe acerca de la evolución, en realidad él escribe acerca de Cristo de quien habla ya en el primer capítulo como quien habla de sí mismo como el Alfa y Omega, es decir, aquello que comprende toda la evolución del mundo. Eso es el Hombre-Espíritu, es el principio más alto que sólo estará plenamente desarrollado para el conjunto de la Humanidad en Vulcano. Sin embargo, si se desarrolla ahora, es la realización de lo Humano Cósmico, de aquel que comprende, por así decir, la totalidad de ese universo solar, las doce constelaciones del zodíaco, y de quien contiene el espacio y el tiempo en su ser —es decir, lo que ocurre en el espacio y en el tiempo de la evolución terrestre, incluso en la evolución pre-terrenal.

Por lo tanto estas son las siete manifestaciones de las fuerzas cósmicas de Venus oculto a través de Cristo. Cristo las ha implantado en la Tierra, y a través de esta implantación en la esfera de la Tierra, podemos utilizar esas fuerzas para nuestro desarrollo interior. Podemos desarrollar, por ejemplo, el chakra de los seis pétalos —es decir, establecer el equilibrio entre cuerpo, alma y espíritu. Esto fue establecido por Cristo, y el que participa en el misterio del Gólgota, en un sentido espiritual, puede participar en estas fuerzas que fueron traídas a la Tierra por Cristo, como el fortalecimiento de aquello que en nosotros son las fuerzas de Venus oculto.

Traducido por Gracia Muñoz, revisado por Diego Milillo.

Anuncios

3 comentarios el “MERCURIO (Venus Oculto) en relación con VENUS (Mercurio Oculto)

  1. […] Venus Oculto en relación con Mercurio Oculto […]

  2. José Henrique Pérez Calvo dice:

    Gracias por este gran trabajo de traducir a seres que apuntan muy alto. Es cuestion de leerlo varias veces, una lectura no basta…

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s